El origen de la monarquía en Francia se encuentra en la familia de los Capetos y en la Isla de Francia, a donde, en principio, se reducían los dominios de los Capetos. Sin embargo, con el tiempo, son muchos los dominios que los Capetos tienen en toda Francia. Es una familia muy rica y con un gran prestigio moral entre los caballeros franceses. En principio, la suya es una autoridad moral de carácter sagrado, los reyes se consagran, están ungidos por Dios, el rey es un personaje casi sagrado. Los Capetos son árbitros en las querellas entre los nobles franceses. La auténtica casa dominante en Francia era la de Toulouse. Pero los Capetos se denominaban reyes de los francos y aspiraban a unificar a todos los francos bajo su mando. .Luis XIV Rey de Francia (1646-1715) el reinado más largo de toda la historia europea. Hijo de Luis XIII, rey de Francia y de Navarra y Ana de Habsburgo . En 1659 se casó con su prima, la infanta María Teresa de Austria , hija del Rey Español Felipe V y de Isabel de Borbón. En 1684, cuando hacia un año de la muerte de su esposa, se casó en secreto con Françoise d'Aubigné, marquesa de Maintenon. Hizo construir el Palacio de Versalles . A la muerte del Rey Sol en 1715, uno de sus bisnietos subió al trono como Luis XV.
 
 
Luis XIV - el rey sol-
 el reinado mas largo de la historia europea
 
 
Nació en Saint Germain-en-Laye en 1638, murió en 1715 en Versalles.

 

Luis XIV nació el 5 de septiembre de 1638 en Saint Germain. Su reinado (1643-1715) en Francia supone el más largo de la Edad Moderna, un total de 72 años, dejando una profunda huella en el país galo y en toda Europa.

La enfermedad de su padre el rey Luis XIII fue muy dolorosa, tuberculosis del aparato digestivo unida a una aguda peritonitis. Con sólo cinco años ya estaba en el poder a la muerte de su progenitor. Los juguetes predilectos del rey eran soldados. Un orfebre de Nancy kle había hecho todo un ejercito de soldados de plata.  Tanto como a sus soldados el amaba los cuantos que le contaban antes de acostarlo. Su cuento favorito era " Piel de Asno". A los nueve años estuvo bastante grave ya que enfermo de viruela. A lo largo de su reinado fue aprendiendo el sentido del estado y los entresijos de gobierno gracias a las enseñanzas del cardenal Mazarino, la piedad católica y la majestad de los Habsburgo se la inculcó su propia madre Ana de Austria.  De grande le gustaba jugar a la Oca o a las cartas. Apostaba fuertes sumas de dinero.  Al rey le gustaba representar piezas teatrales al igual que su padre era amante de comedias. EL rey era ventrílocuo y otro arte es que tocaba la guitarra. Deliraba por el baile y era un excelente bailarín.

Contaba con una salud de hierro que le hizo sobrevivir a dos generaciones diferentes de herederos, y finalmente legó el trono a su bisnieto.  Realmente preocupado por su imagen, Luis XIV puso de moda algunas de sus costumbres en el vestir: enormes pelucas de pelo natural, mangas adornadas de ricos encajes y  los zapatos de tacón. Su zapatero personal, fue el francés Nicholas Lestage. Luis XIV verdaderamente lució tacones para disimular su corta estatura y así revolucionó la moda del calzado. Luis XIV -un hombre ilustrado donde los haya e irresistible por su enorme autoridad- conquistó a numerosas mujeres de la corte.

Antes de casarse fue amante de Maria Mancini una italiana, la pareja se paseaba por los jardines del Palais Royal tomados de la mano sin preocuparse de las sonrisas irónicas de la corte. El rey estaba enamorado por primera vez en su vida. La felicidad de la pareja comenzó a tambalear cuando se hablaba de casar al rey con la princesa Margarita de Saboya, que no se llego a un acuerdo. Luego de ese episodio el rey deseaba casarse con Maria, pero ella no poseía sangre real, y fue enviada junto con sus hermanas a un lugar del Atlántico. El rey le prometió que ella subiría al trono de Francia y muy entristecido  vio partir al carruaje que llevaba el amor de su vida. La pareja no perdió el contacto recibiendo ambos correspondencia a diario.

Cuando en 1655, Luis XIV de Francia (1638-1715) cumplía los 17 años, contrajo la gonorrea, regalo de la baronesa de Beauvais (dama de compañía de la reina Ana de Austria) que tuvo el privilegio de desvirgar al joven monarca y que era 20 años mayor que éste. A raíz de esa primera experiencia, Luis XIV se distinguió por su pronunciado gusto por el sexo y la cacería, sus dos deportes favoritos que practicó hasta muy avanzada edad.

Para que el rey firme la paz tenia que casarse con  su prima hermana María Teresa de Austria entonces Maria Mancini tuvo que renunciar a su amor con un dolor inmenso. eL Rey nunca estuvo entusiasmado con la futura reina. Gracias al sacrificio de Maria, Francia llegaba a ser la mas fuerte potencia de Europa Occidental. De su matrimonio con su primera esposa, María Teresa de Austria, tuvo seis hijos: Luis el Gran Delfín (1661 - 1711), Delfín, Ana Isabel (1662), María Ana (1664), María Teresa (1667 - 1672), Felipe (1668 - 1671), Duque de Anjou y Luis Francisco (1672). María Angélica de Secorailles de Roussilhe, duquesa de Fontanges, era una mujer de extraordinaria belleza y también  fue la favorita del "Rey Sol".

 

María Teresa de Austria y Borbón (1638-1683)


Todo le era bueno... las campesinas, las sirvientas, las hijas de jardineros,  las damas de alcurnia" aseguraba la cuñada del rey, la célebre Princesa Palatina, segunda esposa del Duque de Orléans, aludiendo a su temperamento ardiente. Y es que Luis XIV amaba a las mujeres como un hombre  dominante. En medio de hermosas mujeres, elegantes, ingeniosas y capaces de mantener una brillante conversación, el soberano se abandonaba a los placeres del ingenio y de la seducción. Las más bellas damas se convertían en el mejor ornato de su corte y consistían en el principal atractivo de ésta para los foráneos.
 Pese a todo, sólo contrajo matrimonio en dos ocasiones: en 1660 con la infanta española María Teresa de Austria , hija del Rey de España Felipe IV, y  con madame Maintenon
  (1635-1719) plebeya, hija de un aventurero. Fué la nodriza de los hijos de Madame de Montespan amante del rey y madre de sus hijos y es la responsable de haber introducido a Luis XIV en el gusto por la intimidad y el rechazo por la pompa.

 

Marquesa de Maintenon segunda esposa del rey


 Fue quien le instó para que contuviera la inmoralidad imperante en la corte. Luis XIV es considerado como uno de los grandes egos de la historia. Bello, voluntarioso y vigoroso, su libido fue uno de los prodigios sexuales de todos los tiempos y su reinado se caracterizó por un lujo y esplendor pocas veces vistos. Se sentía un Dios. Constructor del gran Palacio  Versalles y amante de mujeres hermosas como Athenais de Montespan (1641-1707 ) hija segunda del Duque de Mortemar. Casada con el Marqués de Montespan a partir de 1667 sedujo a Luis XIV y durante quince años fue su amante, teniendo de él siete hijos. Ellas  se disputaban el primer lugar en el corazón del rey, la corte entera se entregaba a intrigas amorosas. Una de las amantes que tuvo este ministro, cuya dureza de carácter no parecía avenirse con el amor, fue Madame Dufresnoi, mujer de uno de sus comisarios, para la cual creó un cargo en casa de la reina, valiéndose de su prestigio. La hicieron camarera, y tuvo el privilegio de entrar en la cámara del rey.

 Luis XIV no tenía una gran cultura, pero eso lo paliaba con un gran sentido práctico y capacidad para el trabajo, el juego y el amor fuera de toda duda. Además contaba con una salud de hierro que le hizo sobrevivir a dos generaciones diferentes de herederos, y finalmente legó el trono a su bisnieto.

A semejanza de la monarquía española, la forma de gobernar Francia por parte de Luis XIV fue desde la corte, por su sistema de consejos, en total cuatro, que gravitaban totalmente en torno al rey.

Con Luis XIV la etiqueta se transforma en dogma, se vuelve rigurosa y ritual siendo el Rey su primer servidor. Todo es grandioso, el arte sirve en esta época a la necesidad espectacular y un poco operística del fasto real. Los muebles son altos y pesados, las pinturas y tapices de gran formato y la arquitectura faraónica. Los cortesanos dejan sus tierras en manos de administradores y se establecen en Versalles, gastando enormes sumas en mantener un nivel de vida adecuado. Al descuidar su patrimonio, el cortesano poco a poco transformará su posición en la corte en un sostén económico mediante el cobro de comisiones gracias al tráfico de influencias.

En 1685, Luis XIV, convencido de lo acertado del principio "una fe, un rey, una ley" pudo revocar el edicto sin miedo a graves consecuencias y alborotos. Pero la emigración de los protestantes incluía a muchos artesanos y mercaderes, y a pesar de que su marcha fue un poco compensada por la llegada de refugiados católicos irlandeses, tuvo consecuencias económicas bastante adversas. 

En el año 1660 el rey se casó con la infanta española María Teresa de Austria , su prima,  según lo que se había acordado en la paz de los Pirineos. Poco después la muerte de sus colaboradores más importantes, como Colbert y Louvois le hace ser un poco más retraído como persona y se encierra en sus tareas como monarca durante nueve horas al día. Ya no aceptaba más colaboradores ni ministros que le asesorasen. En 1682 se traslada al nuevo y suntuoso palacio de Versalles. En 1684, cuando hacia un año de la muerte de su esposa, se casó en secreto con Françoise d'Aubigné, marquesa de Maintenon.

 

"La Familia del Gran Delfín"; el heredero rodeado de su mujer y de sus tres hijos varones, los duques de Borgoña (extremo derecha), de Anjou (sentado en un cojín) y de Berry (en la falda de su madre).

 

Al tomar el poder, a la muerte del cardenal Mazarino en 1661, Luis XIV consideró su reinado como una dictadura por derecho divino o, como se supone que dijo el Rey Sol: 'L'état c'est moi" ("El Estado soy yo"). Durante sus siguientes 54 años en el trono, Luis no enfrentó oposición a su puño de hierro. Francia se convirtió en el Estado más poderoso y temido de Europa. Luis transformo la cabaña de cacería de su padre, en las afueras de París, en el magnífico palacio de Versalles, y obligó a la nobleza de Francia a vivir en él a pesar de que las instalaciones, a excepción de las suyas, eran primitivas. El paseo del rey por los exquisitos jardines, así como toda la vida diaria de Versalles, era un elaborado ritual (arriba). A los 22 años, el rey desposó a María Teresa, hija del rey de España, para afianzar las relaciones entre los dos países. Siempre la trató con respeto y generosidad. De su progenie sólo sobrevivió su primogénito, Luis, el Gran Delfín. A pesar de las objeciones del clero, el rey mantenía a varias amantes en Versalles, legitimando a siete hijos de una de estas relaciones y concertándoles matrimonios con las principales familias del reino. Cuando la reina murió en 1683, Luis se casó secretamente con la última de sus amantes, madame de Maintenon, una piadosa viuda que originalmente fue traída a la corte como institutriz de sus hijos ilegítimos. Luis XIV fue lo suficientemente longevo como para vivir más que su único hijo, el Gran Delfín, y el hijo de éste, el duque de Borgoña. A la muerte del Rey Sol en 1715, uno de sus bisnietos subió al trono como Luis XV.

***********************************************************

La política exterior de Luis XIV tenía como objetivos algunos puntos concretos de los Países Bajos, lo que derivó en la guerra de Holanda en el año 1672, de la que conseguiría territorios como Lorena y el Franco Condado. Francia sigue su afán expansionista y logra las zonas de Estrasburgo y Luxemburgo, con el único revés de la batalla naval de Hogue, donde la flota francesa cae claramente derrotada. Después de esto, el monarca se centró en el tema de la herencia española, con la intención de colocar en el trono a su nieto Felipe de Anjou. Las potencias europeas se negaban a la posible existencia de un eje franco-español, lo que todo junto derivará en la Guerra de Sucesión española, que tendrá lugar durante varios años. El conflicto llegó a un punto que hará que se firme la paz de Utrecht, con lo que ningún país podrá imponerse sobre los demás. Los Borbones por fin colocan a Felipe V en España, aunque éste tendrá que ceder algunos de sus territorios, como Milán, Nápoles, Cerdeña etc. Francia pudo conservar Lille y Estrasburgo y la gran beneficiada de todos estos cambios fue Gran Bretaña.

cama de Luis XIV

Luis XIV murió el 1 de septiembre de 1715 y Luis XV, su bisnieto, le sucedería en el trono. El mandato del llamado rey Sol acabó con una gran crisis social. Uno de los motivos principales era el peso de la carga fiscal, que además recaía especialmente sobre una población muy afectada por los devastadores efectos climatológicos sobre la cosecha, como ocurrió en 1694, y por la suma de acontecimientos negativos naturales y militares, como en el periodo entre 1708 y 1710. Este nuevo siglo fue mucho más satisfactorio en el ámbito económico y donde hubo mayores momentos de paz que dieron más tranquilidad a la población. Cuando en agosto de 1715 se le empieza a gangrenar una pierna, y sus médicos aconsejan la amputación, Luis XIV rehúsa ponerse en manos de los cirujanos y soporta con estoicidad el dolor del mal que le va devorando. Con casi 77 años de edad y con 72 años de reinado a sus espaldas, Luis XIV se despide de sus familiares y cortesanos con inigualable majestad, sabedor de que vive sus últimos momentos. Deja por único heredero al trono, a su último bisnieto de apenas 5 años de edad,  Luis XV duque de Anjou y delfín de Francia. Puesto que es inevitable una regencia, dispone que su sobrino y yerno el duque Felipe II de Orléans asuma el cargo junto al duque du Maine (su hijo legitimado y cuñado de Orléans) hasta la mayoría de edad del futuro Luis XV. El 1 de septiembre de 1715, Luis XIV muere cristianamente dando paso a una nueva era.
 

El rey ha protegió a genios como Moliere y Lully, y su pasión por la música, la buena mesa, el ballet y la moda fueron desbordantes. Lástima que se le ocurriera hacerle caso a su segunda y morganática esposa al revocar el Edicto de Nantes que en 1598 había promulgado su abuelo Enrique IV! Esa decisión y el caso del famoso Hombre de la Mascara de Hierro son las dos máculas sobre el reinado del Rey Sol. En definitiva, Luis XIV iluminó Francia, por algo lo llamaron el Rey Sol.

*************************************************************

NOTAS Luis XIV y el siglo XVII francés le concedieron importancia a la etiqueta (conjunto de usos y costumbres que se debían seguir en la corte) y al buen yantar. Saint-Simon, cronista de la vida y de la corte, rinde homenaje a este monarca de gran apetito que fomentó el servicio a la francesa (todos los platos se sirven al mismo tiempo, la disposición de los comensales en la mesa es muy precisa) con un ceremonial inaudito. Es la época en que La Varenne publica Le Cuisinier français -con una tirada de cien mil ejemplares-, seguido por Massialot que estructura las recetas y propone un modelo francés exportable a los medios burgueses y a las cortes extranjeras. Para el historiador Anthony Rowley, fue sin duda Luis XIV quien confirió a la gastronomía supremacía nacional. Le debemos igualmente el haber cultivado el arte de la conversación en la mesa, pues, en Francia, no sólo se disfruta comiendo, sino también hablando de lo que se come, una costumbre que en ocasiones sorprende a los extranjeros.

 

Tras la celebrada muerte de Luís XIV, el gigantesco palacio de Versalles  quedó abandonado, silenciosas sus ricas galerías doradas, polvorientas sus innumerables habitaciones, desérticos sus jardines que parecían bosques encantados. El temporal Regente del país, el duque de Orleáns, elegido por el rey antes de morir, no quería saber nada del esplendido palacio porque estaba edificado muy lejos de las distracciones de Paris. En Versalles,  no había burdeles, ni una Opera, ni se organizaban buenas orgías, nada. Decadente como digno representante de la clase social de su tiempo, Orleáns no se sentía identificado con el verde y pacifico aislamiento de Versalles, ni del Trianon. Eso sí, no dejo de aprovechar sus ventajas para organizar una orgía mounstro en los jardines, cuyos detalles inevitablemente se filtraron por todo el reino. Pero fue como una despedida, porque resueltamente se instaló junto con la corte en el antiguo Palacio Real de París, donde muchos años antes viviera el famoso cardenal de Richelie.
 

palacio de Versalles en la actualidad  

palacio de Versalles en épocas de los reyes

 

 

HECHOS CURIOSOS

   Luís XIV, decidió crear un comité especializado en esclarecer casos de muerte por envenenamiento: la Chambre Ardente. En el siglo XVIII juzgó a 442 personas. La Alta Historia hasta ese momento estaba rebosante de sucesos oscuros, nunca aclarados, donde emperadores, reyes, nobles, políticos de campanillas y genios  habían muerto en extrañas circunstancias. Se pensaba que por una desgraciada y repentina enfermedad. Obviamente no existían aún las autopsias en tiempos de  Séneca, de Claudio el emperador romano, de Alejandro Magno. La lista continuó ya en el mundo contemporáneo, el ilustrado, el de los descubrimientos, y por supuesto nuestros siglos XX y XXI. Hay quien sospecha que Napoleón pudo ser envenenado durante su último destierro en la Isla de Santa Elena. Y hoy en día sigue estudiándose el caso del Papa Juan Pablo I, que murió de pronto en uno de los papados más cortos. ¿Lo envenenaron?

Rodeo a Francia de espectaculares fortalezas. Construyó y renovó 300 fuertes.  El rey se comparaba con Dios.  Se identificaba con APOLO, el dios griego del Sol, y por eso se llamo Rey Sol. Los gastos sin control de Luis dejaron al país en una banca rota. Podía dominar los mares desde el Atlántico hasta el Mediterráneo con un pasaje que nadie pensó que se podía construir jamás.

Mientras Luís XIV creaba esa Chambre Ardente, sus puertas de atrás se abrían para hilar fino en una sibilina conspiración. Cuando la monarquía de los Austrias tocaba a su fin en España por la falta de descendencia de Carlos II “El Hechizado”, una partida por el poder se abrió en Europa. El rey Sol vio la ocasión perfecta para situar a otro Borbón en el trono español: su nieto Felipe de Anjou. Aunque para colocar en línea de frente a Felipe, fuese necesario apartar a otro futuro candidato. ¿Tuvo algo que ver esta conspiración en el envenenamiento de José Fernando, Duque de Baviera, a sus tiernos 7 años de edad? Sin autopsias, el veneno no dejaba huellas, era políticamente incorrecto pero también perfecto. Tras la Guerra de Sucesión, Felipe de Anjou se convertiría en Felipe V de España. Para ser justos, uno de nuestros monarcas más destacados. 

  Unir el Mediterráneo con el Atlántico, desde Sète a Toulouse, ya fue una aspiración de los romanos para ir de un mar a otro. De hecho, el Garona era navegable hasta Toulouse, así que sólo faltaban los 250 kilómetros hasta el Mediterráneo. Después de diversos intentos, la perspicacia, la voluntad y el tesón de un hombre, lo hicieron posible. Pierre-Paul Riquet, un rico hacendado que ideó y maduró el proyecto definitivo del canal y descubrió la forma de vencer todas las resistencias y convencer a Colbert, el ministro de Luis XIV para que lo financiara. Riquet murió poco antes de la inauguración del Canal, en 1681. Este canal de 240 kms navegables, se encuentra en la región francesa del Languedoc. Une el rio Garona desde Toulousse con el mar Mediterráneo. Tiene una profundidad media de unos 2 metros y una anchura de 20 metros.

  Entre las posesiones más preciadas de Mazarino se encontraba una larga lista de obras de arte españolas. Al cardenal, irónicamente, le gustaba lo español, y no había dejado de coleccionar arte de España desde su llegada al poder. Para los miembros de la familia real destina algunas joyas. Es de destacar que a su mortal enemigo, Condé, le regaló un diamante en el momento de la muerte, lo que demuestra que no era un hombre rencoroso. Nada lo obligaba moralmente ni de ningún otro modo a tener ese gesto con el príncipe, y ya no era momento de esperar nada a cambio. Como curiosidad, hubo un Tiziano para don Luis de Haro, y un reloj de oro para el embajador español, el conde de Fuensaldaña. Para Ana de Austria reservaba un brillante muy valioso, diamantes para María Teresa y 30 esmeraldas para Monsieur. Al Papa le dejaba 600.000 libras para ser empleadas en la guerra contra los turcos. Había también un legado en metálico a distribuir entre los pobres, y para la Corona 18 grandes diamantes que serían llamados los Mazarinos.

Louvre deviene del vocablo franco "leovar", que significa fortaleza o palacio fortificado (lo que en francés, se llama "bastille"). En efecto, la primera construcción en el Louvre fue una fortaleza hecha por el rey Felipe II de Francia (Felipe Augusto) en 1190-1202, ubicada al lado del río Sena en las afueras de la villa de París. La ciudad en esa época estaba amurallada, teniendo como centro la isla donde se yergue la Catedral de Notre-Dame, y la fortaleza se encontraba en el extremo de la villa para protegerla ante eventuales invasiones del norte. Siglos más tarde, la fortaleza fue adquiriendo funciones de residencia. El rey Carlos V convirtió la fortaleza en residencia real y lo adornó con obras de arte privadas.  Además, en 1564 creó el Palacio de las Tullerías (en realidad debería llamarse el Palacio de las Tejerías, pues era el sitio donde se hacían tejas, afuera de la ciudad), ubicado a 500 metros hacia el oeste del Louvre, perpendicular al Sena. Sin embargo, semejante complejo no fue suficiente para la realeza, ya que en 1670 Luis XVI y toda su corte dejaron al Louvre para irse a vivir al magnífico palacio de Versalles. El Louvre pasaría a ser entonces una galería de arte, casa de ópera, teatro y otras actividades artísticas.

 

 

 Louvre

 

El complejo de Les Invalides

El complejo de Les Invalides responde a la voluntad del rey Luis XIV de Francia, que ordenó su construcción el 24 de febrero de 1670, con la intención de que las instalaciones ofrecieran cobijo para los 4000 veteranos inválidos de guerra que quedaban sin hogar. Los planos son de Libéral Bruant, y la construcción fue llevada a cabo por Jules Hardouin-Mansart. La construcción de los edificios principales se desarrolló entre marzo de 1671 y febrero de 1674; el conjunto fue operativo y empezó a albergar antiguos soldados a partir de noviembre de ese año. La construcción de la iglesia, en cambio, tuvo que aplazarse y fue completada en agosto de 1706, tras treinta años de obras.

En 1840, los restos de Napoleón Bonaparte fueron trasladados de la Isla de Santa Helena a París, por iniciativa del rey Luis Felipe de Orleans, y depositados en Les Invalides. Desde 1940, el mausoleo imperial contiene también los restos de su hijo Napoleón II, en lo que fue una cesión de Adolf Hitler al gobierno colaboracionista de Vichy. También se conservan allí los restos del hermano de Napoleón José I de España, así como los de varios mariscales, entre ellos Lyautey, Foch y Leclerc. Es famoso por su cúpula cubierta, en su restauración en 1989, de mas de 555 000 hojas de oro puestas por 10 de los más famosos doradores.

 

 

 

 

 

 

Actualmente está muy cerca de la Escuela Militar (al final de “Champs de Mars”) y además hoy alberga varios museos: el Museo de la Armada, uno de los más importantes museos de arte e historia militar del mundo, la Galería Real de Planos en relieve (una colección que incluye 1000 m2 de maquetas), el Museo de la Artillería, cuyas piezas adornan los patios y al que pertenecen también los cañones que se ven en la entrada, y luego de la Segunda Guerra Mundial se crearon los museos del Orden de la Liberación y de Historia Contemporánea. También hay mucho material de Napoleón y se encuentra el caballo embalsamado de Napoleón.
Al norte, el gran patio central se prolonga en una extensa explanada pública que llega hasta el Sena. Cruzando el hermoso puente Alejandro III se llega en la otra orilla al Grand Palais y al Petit Palais.

 

 

 

 
 

 

 


Todas las imágenes e información aquí publicados han sido obtenidas de Internet, todas pertenecen a sus creadores. Si en algún momento algún autor, marca, etc. no desean que estén aquí expuestas, ruego nos contacten  para poder tomar las medidas oportunas. Si alguno de sus autores desea que sean retirados le ruego que me lo comunique por e-mail, no pretendemos aprovecharnos de sus trabajos, solo darlos a conocer. En cualquier caso, si podes aportar  alguna información  de interés,  lo podes enviar vía e-mail para ampliar información.